Este sitio Web está interrumpido. Nos cambiamos a Parstoday spanish
Sábado, 11 Julio 2015 09:54

Palestina desde la opinión del Imam Jomeini “Especial con motivo del Día Mundial de Al-Quds” 2+audio

IRIB- En este programa reconocemos el pensamiento del Imam Jomeni (que Dios lo bendiga) y su aplicación práctica.
 
 
Estimados oyentes reciban saludos cordiales y nuestro deseo de que su oración y ayuno en este mes bondadoso sean aceptados. Ahora les invitamos a escuchar este programa. Tal como saben, el Imam Jomeini, el fundador de la República Islámica de Irán, denominó el último viernes del mes de Ramadán como el Día Mundial de Al-Qods, un día internacional para expresar apoyo a la lucha palestina. Este año como los años anteriores, el pueblo inocente y sufrido del mundo, especialmente el palestino, se ha preparado para participar en la marcha por el Día Mundial de Al-Qods y, una vez más, apoyar la lucha del pueblo inocente de Palestina y revelar la naturaleza usurpadora y represiva del régimen de Israel y sus aliados. Con esta misma razón, en este programa intentamos familiarizarles con el anhelo de Palestina en las ideas y la ejecución de las mismas por parte del Imam Jomeini.
 
Palestina, como la cuna de las religiones divinas, siempre ha sido respetada por todos los pueblos del mundo. Especialmente, porque la Mezquita de Al-Aqsa, la primera quibla de los musulmanes, está situada en esta zona y los seguidores del Islam siempre han brindado mucho respeto y atención a este país.  Aunque en este territorio, los musulmanes formaban la mayoría absoluta de la población, en las diferentes coyunturas históricas, entre los seguidores de las diversas religiones ha existido un tipo de interacción y coexistencia basadas en el respeto mutuo. Lamentablemente, durante el último siglo, esta coexistencia y respeto mutuo, por la codicia y el rencor de los colonialistas, se ha convertido en enemistad y amenaza, así como en ocupación y usurpación. Hoy el fuego del rencor no solo ha abrasado a la gente inocente de Palestina sino que ha alcanzado a casi todas las naciones de la región. Las conspiraciones del régimen sionista y sus aliados, especialmente Estados Unidos, han creado discordias y diferencias internas y ha involucrado a la nación islámica en una guerra no deseada.
 
Si bien la concepción inicial del régimen usurpador fue creada en el siglo XIX, se puede afirmar que la existencia de este régimen se estableció y extendió a mediados del siglo XX.
 
Después de la Segunda Guerra Mundial, los países que lideraban el mundo árabe no pudieron vencer en la lucha al régimen sionista y se retiraron lo que causó que este régimen consolidara sus bases y desalojara masivamente a los palestinos de sus propias tierras. El expansionismo del régimen sionista en la mitad del siglo XX abarcó las fronteras de Egipto, Siria, El Líbano y Jordania y este régimen con la plena ayuda de las superpotencias, especialmente de Estados Unidos e Inglaterra, pudo influir en las filas de los defensores de los anhelos de Palestina.
 
El primer paso en la vía de la traición a los anhelos de Palestina, lo dio Anwar Sadat durante el acuerdo de Camp David. Egipto con esta traición vergonzosa de los árabes y musulmanes fue odiado por la gente del pueblo inocente de Palestina y los países de la región, especialmente del mundo del Islam.  
 
Mientras que tras la traición de Egipto a los anhelos de Palestina, se creó una especie de desesperación en la lucha contra el régimen sionista en la región, la victoria de la Revolución Islámica de Irán, liderada por el Imam Jomeini, otra vez, reavivó una ola de esperanza para luchar y resistir por la liberación del sagrado Al-Qods. Uno de ellos, los muyahidines palestinos y los pueblos que apoyan esta causa. El Imam Jomeini durante los años de lucha en defensa de los derechos de los palestinos pidió abiertamente la destrucción de Israel. El Imam Jomeini, líder la Revolución Islámica, probó que se puede enfrentar ante los más poderosos con las manos vacías y hacerlos fracasar. La caída del régimen del shah que tenía amplios vínculos políticos, de seguridad, y económicos con el régimen de Israel y también lo consideraba un aliado estratégico, creó una ola de esperanza en el corazón de los partidarios de la causa palestina.
 
La victoria de la Revolución Islámica, liderada por el Imam Jomeini, además de crear una ola de energía entre los muyahidines de la causa de Palestina, causó la ruptura de antigua base ideológica y el surgimiento de una nueva en las filas de la lucha contra el régimen sionista. El Imam Jomeini cambió la ideología de panarabismo al islamismo y la identidad islámica en la capa más interna de la motivación de la lucha de los muyahidines.  
 
El Imam Jomeini consideró específicamente el caso de Palestina como un asunto del mundo del Islam y el motivo del apoyo de las superpotencias a Israel por su miedo al poder del Islam. Al respecto, dijo:
 
"Palestina pertenece al mundo islámico y ninguna persona o el gobierno tiene el derecho de acceder una pulgada de la tierra palestina".
 
Hoy en día todos los poderes y las superpotencias se han unido y no quieren dejar que los palestinos musulmanes logren sus objetivos porque su victoria es la victoria del Islam y ellos tienen miedo que tal como venció el Islam en Irán y destruyó sus intereses, si el Islam también vence en Palestina y El Líbano verán desmantelados todos sus objetivos.
 
El Imam Jomeini, para prevenir la extensión de la ola de reconciliación entre los árabes e Israel dado los riesgos que eran evidentes por los compromisos involucrados, reveló la naturaleza de los objetivos expansionistas del régimen sionista y de los poderes partidarios y alertó que el objetivo de Israel no se limitaba a Palestina y dijo que en el futuro, los que se reconciliarían con este régimen iban a ser sus víctimas. Al respecto, dijo:
 
“Todos tienen que saber que los objetivos de los grandes gobiernos al crear Israel no solo se acaba con la ocupación de Palestina ellos están pensando  que todos los países árabes deben enfrentarse con este destino”.
 
“¿Acaso está bien que los palestinos sean masacrados por los aliados de las superpotencias y los demás permanezcan en silencio ante esta traición? ¿Acaso los gobiernos y los pueblos árabes y musulmanes de esta región no saben que destruyendo esta Yihad no estarán seguros de la maldad de este enemigo impuro?”, esta reflexión se considera otra dimensión del pensamiento y su ejecución práctica de Imam Jomeini en apoyo del pueblo inocente palestino. El Imam trató de informar a la gente musulmana y movilizarla para apoyar los anhelos de Palestina y luchar contra el régimen sionista.
 
El Imam Jomeini, conociendo el gran potencial de los musulmanes, se sorprendió de que no usaran este poder contra Israel y lo consideró el factor principal de los problemas del mundo. Irónicamente, dijo en este caso:
 
“Si los musulmanes estuvieran unidos y cada uno vertiera un cubo de agua en Israel, se inundaría". Asimismo, en otra contundente declaración sobre el silencio de los países árabes ante Israel, dijo: "Para mí, es inexplicable cómo todos los estados islámicos y las naciones musulmanas sabiendo qué es este dolor (la existencia de Israel) sabiendo que depende de manos extranjeras... Usted puede ver que el gobierno títere de Israel está en contra de los musulmanes, pero, a pesar de esto, son muy débiles ante Israel”.
 
El Imam Jomeini, en defensa del pueblo inocente de Palestina, trató de utilizar todas las capacidades del mundo del Islam y crear la unión entre las filas de los musulmanes, a fin de destruir al régimen nefasto de Israel. Aunque el Imam sabía que los combatientes palestinos eran suníes, enfatizo sobre la unidad de los musulmanes, ya que consideraba la diferencia entre suníes y chiíes el motivo de la desgracia del mundo del Islam y el factor de la victoria de los enemigos de los musulmanes. El Imam Jomeini fue el primer jurisprudente que consideraba admisible el uso de los impuestos religiosos como Khums, Zakat y limosnas para apoyar en la lucha del pueblo palestino. El Imam Jomeini también aprovechó de otras capacidades del mundo del Islam, como la peregrinación, los recursos petroleros y el mes bondadoso de Ramadán como instrumentos para fomentar la unidad de los musulmanes en aras de la causa palestina y el enfrentamiento contra el régimen sionista.  
 
El Imam Jomeini, sobre la crisis del petróleo de 1973, en la que los países árabes establecieron un embargo, consideró la venta de petróleo a Israel como un hecho ilícito y opuesto al Islam.
 
“Israel ha iniciado un levantamiento armado contra los países islámicos. Ayudar a Israel, vendiéndole arma u otros materiales explosivos e incluso petróleo, es totalmente opuesto al Islam”, dijo.
 
El Imam Jomeini, en una medida histórica, con el fin de crear una movilización mundial contra el régimen Israel, nombró el último viernes del mes bondadoso de Ramadán como el Día Mundial de Al-Qods y pidió a todos los musulmanes que en este día se expresen contra los crímenes de Israel y en apoyo de los palestinos.
 
 

“Yo pido a toda la gente y los gobiernos islámicos que se unan y nos ayuden a cortar las manos de este usurpador y sus aliados. Invito a todos los musulmanes que en el último viernes del mes bondadoso de Ramadán salgan a las calles y se manifiesten contra los crímenes de Israel y en apoyo de los derechos de los palestinos”, enfatizó.

Medios

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Enlaces