Este sitio Web está interrumpido. Nos cambiamos a Parstoday spanish
Jueves, 11 Febrero 2016 08:12

A todos los jóvenes del Occidente 13 (reciente expedición de los países occidentales al mundo del Islam)

A todos los jóvenes del Occidente 13 (reciente expedición de los países occidentales al mundo del Islam)
      IRIB- En este programa, refiriéndonos a la otra parte de la carta del Líder de la Revolución Islámica, el ayatolá Seyed Ali Jamenei, estudiamos la reciente expedición de los países occidentales al mundo del Islam.

 

 

 

Con saludos cordiales a todos los estimados oyentes, estamos a su servicio con otro programa más de la serie en la que analizamos la segunda carta que el Líder de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Jamenei, dirigió a los jóvenes occidentales. En esa misiva, respecto a las recientes expediciones de los países occidentales al mundo del Islam, escribe: "Los ataques militares contra el mundo islámico, que han dejado un sinnúmero de víctimas, es otro ejemplo de la lógica contradictoria de Occidente. Los países blanco de ataques, además de sufrir daños humanos, han perdido sus infraestructuras económicas e industriales, ha sido cesado o disminuido su proceso de desarrollo y, en algunos casos han retrocedido décadas. A pesar de todo esto, les exigen groseramente que no se consideren oprimidos a sí mismos. ¡Cómo es posible, convertir un país en ruinas, destruir sus ciudades y pueblos, y luego decirle a la gente de dichas zonas que por favor no se consideren oprimidos a sí mismos! En lugar de invitar a no entender u olvidar dichas tragedias, ¿Acaso no es mejor honestamente pedirle disculpas? El sufrimiento que ha experimentado el mundo islámico durante estos años, por el doble rasero de los atacantes, no son menos que los daños materiales".

Uno de los motivos principales de las intervenciones militares de Estados unidos y sus aliados en Oriente Medio, ha sido la lucha contra el terrorismo y la reinvidación de los derechos humanos, así como el establecimiento de la paz, sin embargo, la verdad es que la lucha y expediciones consecuentes de los gobiernos occidentales, liderados por Estados Unidos en los países de Oriente Medio, como Afganistán, Irak, Paquistán y Yemen, han hecho más vulnerables a estos territorios como resultado de los efectos indirectos de las guerras actuales. Además, el alto número de enfermedades por la carencia de agua potable, malnutrición, reducción al acceso de los servicios sanitarios y aumento de la mortalidad de los recién nacidos se cuentan entre las consecuencias indirectas de la guerra y la violencia en estos países. En general, se puede decir que casi todos los factores relacionados con la muerte anticipada, como la pobreza, malnutrición, frágil situación sanitaria, destrucción del medioambiente, se han fortalecido como consecuencia de las guerras actuales y las intervenciones del Occidente.

Según el informe del Instituto Watson, la guerra de Estados Unidos en Irak, Afganistán y Paquistán han provocado enormes pérdidas. En marzo de 2015, alrededor de 210.000 civiles han muerto como resultado de la violencia y el conflicto. A estas estadísticas se tienen que aumentar las pérdidas civiles provenientes de las operaciones militares de Estados Unidos en Yemen. La gente que vive en las zonas de guerra, son testigos de muertes en sus casas, mercados o en las carreteras. Es blanco de balas, bombas, paquetes explosivos caseros y drones. Los civiles cuando están en un puesto de control pueden morir al ser atacado el lugar por coches bomba, también son blanco de disparos cuando están en grupos recogiendo madera o trabajando en el campo. Asimismo, los ciudadanos civiles sufren secuestros y son asesinados por motivos de venganza o para intimidar a otros. Ellos son víctimas de Estados Unidos y sus aliados y también de los rebeldes y terroristas.

La muerte de civiles puede continuar semanas o meses después de haberse producido un conflicto militar. Muchos iraquíes, afganos y paquistaníes como resultado de la destrucción de las condiciones de infraestructura de salud esencial viven en condiciones no saludables que ha causado el belicismo de Estados Unidos y sus aliados. Por ejemplo, los refugiados de la guerra, a menudo, no tienen acceso a alimentos, tampoco a un trabajo y, por la falta de ingresos, se enfrentan a problemas como el aumento de la malnutrición. Ellos son muy vulnerables por las condiciones insalubres en que viven y la falta de empleo.

La guerra de Afganistán ha causado que muchos ciudadanos se sientan decepcionados de vivir en su país. Entre las consecuencias directas de la guerra en Afganistán destacan la aniquilación del servicio de salud pública, seguridad y otras infraestructuras básicas de la vida. Incluso en los puntos que pareciera que se ha acabado la guerra y la violencia, los artefactos sembrados sin explotar, incluidas bombas de racimo de Estados Unidos, ha causado la muerte de muchos afganos. Los hospitales de Afganistán están llenos de heridos mutilados y pacientes con serias quemaduras de armas militares. La guerra en Afganistán ha dejado heridas incurables. El Ministerio de Salud Publica de Afganistán, en el año 2009, informó que dos tercios de los afganos sufrían muchos problemas psíquicos.


Según el informe de Huffington Post, divulgado el 17 de octubre de 2015, desde el año 2001, los ataques de los norteamericanos han dejado 26.000 víctimas mortales civiles. Además, el 15 de octubre de 2015, casi un año y medio después del anuncio del fin de guerra, el presidente estadounidense, Barack Obama, aumentó nuevamente las operaciones militares de Estados unidos en Afganistán. Actualmente los soldados norteamericanos permanecerán hasta el año 2017 en Afganistán. Por lo tanto, continúa la masacre de los civiles en este país centroasiático.

El ataque de Estados Unidos a Irak, en el marzo de 2003, además de causar un gran número de pérdidas civiles, ha desembocado en una gran crisis humanitaria y de inmigración del pueblo iraquí. Con la intensificación de los bombardeos de las fuerzas de la coalición y los ataques terrestres, también ha aumentado la violencia sectaria en Irak, por lo que un gran número de iraquíes se ha visto obligado a abandonar sus hogares. De acuerdo con el informe del Alto Comisionado de la ONU para los Asuntos de los Refugiados, al menos 1,9 millones iraquíes constituyen los desplazados internos y 2 millones se han refugiado en países vecinos, especialmente en Siria y Jordania.
La violencia y el belicismo ha aumentado fuertemente la tasa de desempleo y la pobreza en Irak. Según el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), un tercio de la población de Irak actualmente vive en la pobreza. El sistema de educación en este país ha sido destruido. Por otra parte, ha sido interrumpido el acceso de la población iraquí a sus necesidades básicas, como agua potable, alimentos, saneamiento y electricidad. Los hospitales y centros de salud, a pesar de estar llenos de víctimas de la guerra, no cuentan con el personal y equipo necesario.
La gestión estadounidense desde 2004 contra las fuerzas de Al-Qaeda y Talibán mediante el uso de drones ha causado la muerte de civiles en el norte de Paquistán. Dese el primer ataque llevado a cabo de manera confidencial, se entró en serias discusiones sobre si esos ataques son legales. De acuerdo con las estimaciones más exactas, emitidas en enero 2015, de 2000 a 3800 personas murieron en estos ataques. En enfrentamientos en Paquistán desde 2001, han perdido la vida 57 mil civiles y militares.


Según el informe del 12 de marzo de 2015 del diario Daily mail, citando al opositor Observatorio Sirio de los Derechos Humanosal menos 210.060 personas han muerto entre marzo de 2011 y febrero de 2015 en Siria. Estas estadísticas incluyen 65.146 civiles y 10.664 niños. La fuente agrega que la cifra de pérdidas humanas probablemente es más elevada que la cantidad señalada, porque el recuento de información en regiones bajo control de los terroristas es imposible. Además, otros miles de personas incluyen los militares y civiles que están como rehenes por los grupos terroristas. Según las estadísticas de la ONU, 11,4 millones de sirios durante los casi cinco años de guerra, han escapado de sus hogares y casi cuatro millones han abandonado el país. La mayoría de estos refugiados viven en la pobreza y con problemas de salud y creciente tensión en los países de acogida en campamentos temporales en condiciones muy difíciles de vida. 

Sí, defender los derechos humanos está muy bien, pero cómo se proporcionada este contexto. La realización de los diversos tipos de derechos, como de libertad, igualdad, hermandad, es posible cuando el mundo es libre de la violencia, tensión, pobreza, despotismo, injusticia y agresiones y todo ells se puede resumir en una palabra: la paz. Por otro lado, cómo se puede hablar sobre la realización de la justicia y la paz mientras los derechos humanos son violados?
Ahora debemos contestar a este pregunta si el resultado de varias expediciones de Estados Unidos y sus aliados al mundo del Islam, ha sido para realización los derechos humanos y la paz o ha apuntado contra los derechos y las libertades principales de los pueblos y la paz y seguridad internacional.

 

 

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar